INAUGURACIÓN

ESTRELLA MORENTE

07 Septiembre 21:00h . PALACIO DE CONGRESOS DE GRANADA.

‘EN CONCIERTO’

 

Con la colaboración especial de Kiki Morente

 

SINOPSIS

Estrella no se puede describir con palabras. Mirarla, escucharla y sentirla es la única manera de experimentar de forma íntima su arte. Su voz vibra entre lo etéreo y lo terrenal como una presencia que muta entre la realidad y el más allá. Todo el que tiene la ocasión de vivir un rato en su compañía no la olvida jamás, pues sabe que ha sido partícipe de un fenómeno inexplicable.

Estrella Morente nos ofrece en Milnoff lo mejor de su arte. Desde la sutil sencillez de los cantes festeros de su infancia hasta las profundidades del amor añorado. El panorama completo de los sentimientos, la gama entera de sensaciones y colores y todas las vivencias de la mujer de hoy, además de la de antaño, se recogen en la voz de esta artista.

 

Estrella Morente Carbonell nace en Granada en 1980. Es hija del maestro Enrique Morente y de la bailaora Aurora Carbonell, circunstancia que la ha hecho crecer y madurar como artista flamenca.

 

Estrella ha ganado innumerables premios, entre los que cuenta el Ondas a la mejor creación flamenca, la candidatura a los Grammy Latino y dos a los Premios Amigo. Su primer disco fue disco de platino y el segundo, de oro.

 

La granadina se ha subido a escenarios de prestigio en todo el mundo y ha participado en eventos destacados como Konzerthaus Viena, Theatre Carré Amsterdam, Parco Della Musica Roma, Oslo International Festival, Suds à Arles, Helsinki World Music Festival o el Barbican Londres. También ha triunfado en enclaves de Latinoamérica como Porto Alegre, Festival de Buenos Aires o Santiago a Mil.

 

También ha formado cartel en importantes eventos clásicos, con la grabación de ‘El Amor Brujo’ de Falla, junto a la Orquesta Nacional y bajo la batuta de Josep Pons.

 

Estrella Morente se declara ferviente admiradora de La Niña de los Peines, Camarón de la Isla, Marchena, Vallejo, Lola Flores, María Callas, Montserrat Caballé y, por supuesto, de su padre.

 

La primogénita de Enrique Morente cuenta con una trayectoria global como solista de máxima relevancia internacional, ya que ha sembrado su arte y frescura musical en medio mundo. Dotada de una voz cristalina, sabe mezclar las influencias añejas de su Granada natal con las últimas tendencias del flamenco en el nuevo milenio.